Shakira y Gerard Piqué llegan a un acuerdo: la cantante se llevará a sus hijos a Miami

La cantante colombiana y el ya exjugador de fútbol han resuelto el principal conflicto de su separación

ESPAÑA.- Tras doce horas de intensas negociaciones, Shakira y Piqué consiguieron ponerse de acuerdo. Según informa El Periódico y La Vanguardia, se ha resuelto el principal conflicto que había entre la cantante y el deportista y, finalmente, Shakira se irá a vivir a Miami con sus dos hijos, Milan y Sasha. La reunión tuvo lugar en el que fuera el domicilio familiar de Esplugues (donde ahora vive Shakira) y también estuvo Piqué, aunque en un primer momento se informó que no habia acudido porque no se le vio entrar por la casa al acceder por otra puerta.

La intérprete de Monotonía podrá empezar una nueva vida lejos de Barcelona. Eso sí, su viaje a Miami no se producirá hasta después de las fiestas navideñas. Será entonces cuando Shakira y sus hijos, que tienen 9 y 7 años, se muden al otro lado del charco. Este era un punto en el que no conseguían ponerse de acuerdo, ya que Piqué no quería que Milan y Sasha se fueran tan lejos, porque supondría verles mucho menos de lo que le gustaría. Y más ahora, que tras retirarse del fútbol podría pasar mucho tiempo con ellos.

Piqué podrá viajar a Miami siempre que quiera y, tal y como publica la prensa catalana, los gastos de sus viajes se pagarán con la cuenta común. Se trata, sin duda, de una decisión que le ha costado mucho tomar, pero el bien de Milan y Sasha está por encima de todo.

Tanto Shakira como Gerard estuvieron acompañados de sus respectivos abogados, Pilar Mañé, abogada de la cantante, y Ramón Tamborero, representante legal del que fuera jugador del FC Barcelona. «Hemos acabado, hemos firmado y de mutuo acuerdo se ha llegado a un acuerdo», decía Tamborero tras terminar la reunión de madrugada.

Al preguntarles por los detalles de se convenio, los dos se han mostrado muy discretos y han confesado que no podían decir nada, pero que se verá «en el comunicado que harán ellos». «Ahora no podemos hablar», han dicho. Además, han bromeado con lo largo que se les había hecho la reunión y que parecía que no tenía fin. «Nunca tantos como nosotros, os lo aseguro», ha asegurado el abogado de Piqué. «Lo importante es que sepáis que ya hemos terminado y contentos por ambas partes. Hemos trabajado todos mucho», ha concluido Pilar Mañé.

Un momento de inflexión

La marcha de sus hijos a Miami llega en una etapa llena de cambios para el exfutbolista. Este fin de semana, Piqué dijo adiós al equipo de su vida, el FC Barcelona, en una emotiva despedida que tuvo lugar en el Camp Nou. Rodeado de la afición que le ha acompañado durante ante tantos años, todo el equipo y su familia, Gerard no pudo evitar las lágrimas y rompió a llorar tras el discurso que pronunció cuando el árbitro pitó el final del que fue su último partido como jugador.

«Querer es dejar marchar. Hay tanto amor y pasión entre el Barça y yo que era el momento de dejarnos un poco de espacio y de aire. Estoy convencido de que en un futuro volveré a estar aquí. Ya me fui y volví. No es una despedida. Soy socio desde que nací y moriré aquí. Visca el Barça, sempre», dijo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: