Familiares de joven ultimado por el ebanista admiten que era delincuente

Una tía de Aneudy Caraballo asegura que el joven respetaba su barrio y que nunca había tenido inconvenientes

Familiares de Aneury Caraballo Caraballo, mejor, conocido como Motoconcho, quien fue ultimado por el ebanista Román Guerrero la noche de este jueves en el sector Villa Pereira en La Romana, admiten que su pariente era un delincuente. 

Según su tía, la señora Oveida Caraballo, el joven cometía actos ilícitos, pero dice que no tenía ningún problema con el llamado ebanista, también conocido el barrio como Danielito. 

La señora indicó que el joven «hacia su chiripa y delincuencia, porque hay que admitir que no era buen muchacho, pero a ese señor que lo mató nunca le hizo lo mal hecho», dijo Oveida, mientras espera el cadáver de su sobrino en su residencia, la cual está a sólo cuatro casas del negocio del ebanista. 

Asegura que Aneudy respetaba su barrio y que nunca había tenido inconvenientes con Guerrero, por lo que para ella y sus allegados fue una sorpresa la furia que tomó. 

De acuerdo con su versión, su sobrino era amigo de Fernando Joenny de Mota, quien también fue ultimado por el ebanista. Supuestamente, el problema era con Fernando y para no dejar «cabos sueltos» Guerrero decidió también disparar contra su pariente.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: